Que nadie me arrebate

Que nadie me arrebate
las arrugas de mi frente.
conseguidas a través del
asombro ante la belleza de
la vida,o las de mi boca que
demuestran cuanto he reído
y cuanto he besado.Y tampoco
las bolsas de mis ojos,en ellas 
están el recuerdo de cuanto he
llorado.Son mías y son bellas…
Spread the love

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *